Economía del hogar: un trabajo de equipo
Niños pueden ser conscientes y ayudar en el ahorro de la familia. Foto: Tomado de www.freepik.com

La economía de un hogar debe ser pensada con el aporte de todos los miembros.

Cuando se habla de economía familiar se asocia con frecuencia a la o las personas que son el sustento de un núcleo. Un padre, una madre (o ambos) suelen ser los responsables del estado financiero de un hogar, sin embargo no debe seguir siendo así si la idea es mejorar.

Daniel Adler, analista financiero, aconseja que el proceso de planificación sea realizado incluyendo a todos los miembros de la familia, de tal forma que todos se involucren y sean conscientes de los pasos y acciones a realizar.

Planificar y visualizar qué desea lograr la familia, cómo se ven de aquí a un par de años en el futuro o qué desean conseguir financieramente es lo que propone discutir en una reunión.

Adler aconseja además que la familia piense en forjar su propio negocio o emprendimiento, de tal forma que todos aporten a un mismo fin y generando ingresos con el apoyo de todos.

“Recomiendo que (los integrantes) estudien, que se autoeduquen. En la escuela no nos educan para ser empresarios sino para ser empleados y está en nosotros cambiar el chip y cambiar de a poco la visión de nuestros hijos”, explica. (I)

Recomendaciones:

  • Se debe planificar los gastos de acuerdo a los ingresos de la familia.
  • No se debe gastar más de los que ingresa.
  • Siempre es necesario ahorrar al menos un 15% para eventos fortuitos.
  • Para tener un buen presupuesto anual de debe priorizar la inversión, ser dueños de nuestro propio negocio y procurar que los ahorros generen más ingresos.