Ronny Paredes |

Comunidad

24 Mar 2019 18:42
Indecisos demoraron los sufragios en la parroquia satélite La Aurora
Las mesas de mujeres tuvieron mayor demora que las mesas de hombres en Educamundo. Cada votante tomó hasta 5 minutos. Foto: Ronny Paredes E.

En el colegio Educamundo, ubicado en la urbanización Villa Club, el pedido de los electores fue poner más biombos y mayor agilidad a los miembros de Juntas Receptoras del Voto (JRV).

En esa institución de la parroquia La Aurora, de Daule, el sufragio se inauguró alrededor de las 07h30 debido a JRV en las que no llegaron los vocales titulares.

Freddy Paladines, designado líder del recinto, indicó que en colaboración con las Fuerzas Armadas se solicitó a vocales suplentes y primeros votantes conformar las mesas.

Para la residente de Villa Club, Rocío Intriago, esta fue la primera vez que votó en la mesa 16 de mujeres de Educamundo. Señaló que antes sufragaba en el suroeste de Guayaquil pero decidió cambiar su recinto electoral para estar cerca de su hogar.

Sin embargo, la experiencia no fue positiva. Tras 30 minutos de hacer fila aún tenía por delante otra decena de mujeres que se tomaban entre 3 y 5 minutos para sufragar.

Afuera de la institución, el tránsito fue pesado y con pausas continuas para el cruce de peatones. Los ‘cuidacarros’ fueron los más beneficiados debido al alto número de familias que llegaron a votar en su auto.

Entre $0.15 y $0.50 centavos recibieron Ernesto Ramírez y Leonardo Vargas por cada auto en “su tramo” de la acera. Alrededor de 30 minutos se quedaba cada auto, aseguraron estos trabajadores que llegaron desde el recinto San Enrique, cerca de Villa Club.

Ernesto Ramírez llegó del recinto San Enrique, en Daule, para cuidar autos y ganar dinero aprovechando las votaciones. Foto: Ronny Paredes E.

Por otro lado, en la av. León Febres Cordero en tránsito fue ligero y solo se complicaba a la altura del colegio Torremar, otro de los recintos en que filas de autos esperaban por ingresar.

En el recinto electoral del colegio Sir Thomas More, en la misma parroquia, se ubicaron las mesas del 1 al 10 para hombres y mujeres. Hasta las 14h00 se apreciaron largas filas de votantes y mesas en las que alrededor de la mitad de los empadronados ya había sufragado.

La Aurora es uno de los sectores de Guayas en los que el número de votantes aumentó de forma masiva en los últimos años. En las elecciones seccionales de 2014 fueron casi 9.500 los empadronados mientras que este domingo se tenía previsto recibir a casi 15.000 electores. (I)